Añadir agua a la zona de juego

¡DE LA FORMA MÁS BARATA Y FÁCIL!

Que los niños puedan usar agua en su zona de juego es algo casi necesario, para poder humedecer la arena y hacer castillos, para crear barro con la tierra, para llenar de agua recipientes y traspasarla de uno a otro, etc.

Sin embargo, que usen la manguera constantemente puede no ser la mejor idea. Bueno, para ellos sí, sin duda, es muy divertido, pero la verdad es que queda todo encharcado y no en pocas ocasiones usan más agua de la necesaria.xdispensador-de-agua-manual_31.jpg.pagespeed.ic.xArBMx4sy8

Así que estuve barajando varias opciones para Terrícola hasta que di, para mí, con la más fácil y económica de todas. Sencillamente compré un dispensador de agua de la marca Q-max, de estos que se enroscan a cualquier botella de 5 u 8 litros y ya está.

Obtener el agua del interior de la botella ya es una actividad en sí, ya que tiene que bombearla para que salga el agua. Si usáis una botella transparente vuestros peques verán como el agua sube por el tubito y sale por el dispensador. Os aseguro que las primeras veces bombearán sin parar, hasta dejar la botella vacía, jejeje.

Pero una vez familiarizados con el mecanismo disfrutarán de tener reservas de agua disponibles, que pueden obtener por sí solos.

VENTAJAS DE ESTE SISTEMA

  • Se puede usar en cualquier parte: en el jardín, en la terraza, en el balcón… ya que no es necesario que tengáis una toma de agua en el exterior.
  • La “fuente” se puede trasladar en cualquier momento al lugar más adecuado, incluso llena de agua, ya que como mucho pesará 5 u 8 quilos, según la botella que uséis. Además, si no tenéis manguera fuera podéis llenar la garrafa en casa y después llevarla a la terraza, por ejemplo.
  • Es la opción más económica de todas, sin duda. Un dispensador de este estilo ronda los 4 euros.

EL INCONVENIENTE

El inconveniente… es que cuando se acaba la botella hay que rellenarla… Y si tenéis peques amantes del agua… es posible que toque rellenarla a menudo, al menos hasta que pase la novedad. Así que lo mejor es usar la botella de más capacidad posible, siempre que sea compatible con el dispensador. Nosotros usamos una de 8 litros y va perfecto.

OTRAS OPCIONES

Usar un dispensador de agua es un “apaño” casero y barato. Si preferís algo más chulo, venden bombas de agua específicas para niños. Son muy bonitas y no excesivamente caras (sobre los 15 euros).

O también podéis usar tanques de agua con grifo (los encontraréis, seguro, en tiendas de materiales de camping), como este de Happy hooligans. Es una muy buena opción ya que la capacidad es mucho mayor y no hay que rellenar tan a menudo el depósito. Se pueden encontrar a partir de 20 euros.

IMG_3269

Y por último, una opción chulísima aunque ya más profesional… bombas de agua específicas para zonas de juego en escuelas, parques públicos… Son una pasada, ¿verdad? Son caras pero tienen la ventaja de que hay que bombear el agua, de forma que si no hay un trabajo por parte del niño… el agua no sale ni se desperdicia.

5.17630_Playground Pump_003

LA FUENTE DE AGUA EN ACCIÓN

Aquí os dejo algunas fotos de como Terrícola usa la bomba de agua casera.

bombeando agua

Aquí aprovecha el agua para hacer un barro de máxima calidad! 😉

playing with mud

Pero no os asustéis… que igual que se usa el agua para hacer barro… ¡se usa para limpiarse! Jejeje.

limpiandose

Y tú, ¿por qué opción te decantas?

Un abrazo,

Clara

¡Comparte si te ha gustado! ;-)

2 comentarios sobre “Añadir agua a la zona de juego

  1. Hola, no había visto este post hasta hoy!!
    Me ha surgido una duda, cuales son exactamente las bombas de agua específicas para niños??? Podrías decirme alguna marca o enlace para que pueda verlo???

    Muchas gracias!! 🙂

Deja una respuesta a Zelaia Cancelar respuesta