¿Cómo debería ser el patio de la escuela?

REPENSAR EL PATIO COMO ESPACIO EDUCATIVO

Corren tiempos de cambio en todo a lo que la educación se refiere. También los patios de muchas escuelas están repensándose y ganando protagonismo.

Estamos acostumbrados a una escuela en la que hay un espacio interior y cerrado en la que transcurren las clases, con los niños sentados y acumulando energía… y un espacio exterior que sirve para que toda esa energía acumulada explote y salga hacia afuera.

Pero esos 30 minutos exprés de descanso a media mañana carecen de sentido si el sistema de enseñanza se adapta a las necesidades reales de la infancia, volviéndose más vivencial, de forma que puedan aprender experimentando y observando, y a la vez jugar aprendiendo. ¿Dónde empieza y termina cada cosa? Porque la realidad es que cuando los niños juegan, incluso cuando parece que no sucede nada, también están aprendiendo.

Es por eso que es importante concebir el espacio exterior de la escuela como un lugar en que ese “continuo aprender de la vida” pueda enriquecerse. Y ello en un doble sentido:

1. Llevar el aula al espacio exterior: acercando la naturaleza a la escuela, para poder observarla y experimentarla de forma directa (no a través de un libro o, aún peor, de una pantalla).

2. Transformar el juego y las relaciones que se crean durante el recreo, en sentido estricto. ¿Cómo? Favoreciendo la presencia de elementos que inviten al juego en equipo, a la negociación entre niños, a la imaginación… Introduciendo variedad de texturas para jugar/experimentar con ellas, elementos de motricidad… y usurpándole el protagonismo a las pistas de fútbol que han monopolizado los patios durante años.

greenplayproject kingfisher school 2

Imagen de la escuela Kingfisher school, Green Play Project.

Por desgracia, yo recuerdo el patio de mi escuela como puro cemento. Pasada la etapa de preescolar, lo más divertido que había para hacer era una pista de básquet y otra de fútbol que quedaban invadidas por competiciones en las que, generalmente, sólo había niños. Las niñas acabábamos sentadas frente a los vestuarios jugando a cromos, charlando… ­­­­­

Seguramente si el espacio hubiera estado dispuesto de otra forma y hubiera ofrecido más oportunidades y experiencias el juego hubiera sido más rico, más variado y enriquecedor y estoy convencida que esa diferencia entre “niños a fútbol – niñas a charlar o juegos de manos” se hubiera reducido.

BENEFICIOS DE REFORMAR EL PATIO DE LA ESCUELA

Antes de entrar en materia quiero hablarte de por qué es importante concebir el patio de una escuela como un ambiente más de la misma, al aire libre, en el que la naturaleza y sus elementos estén presentes y en el que, a la vez, las posibilidades de juego sean ricas y variadas. Te resumo brevemente algunos de los beneficios:

Cognitivos: acercar la naturaleza a la escuela mejora el desarrollo cognitivo de los niños, ya que amplía su capacidad de observación, análisis y razonamiento. Además, las experiencias manipulativas que puede obtener un niño en un espacio al exterior bien preparado, con variedad de texturas, estimulan su desarrollo intelectual y sus sentidos.

Emocionales: en un espacio al aire libre en el que se procura la presencia de elementos naturales y se instauran estructuras para su manipulación (casitas de juego, cocinitas de exterior, huertos, etc.) los niños aprenden a comunicarse, negociar, compartir, cooperar, coordinarse, etc. A diferencia de aquellos patios que prácticamente sólo permiten juegos competitivos.

sorral escaleta

Además, al aire libre se acumula menos estrés y los climas son más relajados.

Físicos: todos sabemos que la actividad física es muy beneficiosa para los niños (y adultos claro). Es bueno para su cuerpo, les ayuda a relajarse, a estar más sanos e incluso favorece el aprendizaje intelectual (se aprende mejor tras un poco de actividad física). Sin embargo, en muchas escuelas casi toda la actividad física posible se reduce a jugar a deportes competitivos y no a todos los niños les gustan. Favorecer otro tipo de espacios y estructuras para que la actividad física tenga lugar es una idea fantástica para que todos los niños puedan beneficiarse de los efectos positivos de mover el cuerpo.

skala-design-natural-playground-playscape-brock-elementary-vancouver3

Imagen de Play Scapes

En definitiva, que un patio bien pensado estimula el juego, la interacción, fomenta la curiosidad, beneficia la autoestima y la salud física.

IDEAS DE BAJO PRESUPUESTO PARA INCORPORAR/MODIFICAR EL PATIO

Y ahora sí, os muestro algunas opciones a incorporar en el patio. Son ideas sencillas, económicas, muchas de ellas hechas con elementos de reciclaje. Requieren, sobre todo, buena planificación, tiempo, mano de obra y mucha ilusión.

1. Introducir arena y tierra. Hace un tiempo mantuve una reunión con una empresa constructora de parques infantiles y su creador me dijo algo totalmente acertado “dónde haya arena y agua… nosotros no construimos. Los niños no necesitan nada más”. Se refería a la playa, que ya dispone de todo lo necesario para horas de diversión pero me parece muy cierto y aplicable a otros contextos. Arena, tierra (y agua) son un punto de partida excelente.

let the children play
Esta imagen de arriba es un arenero súper preparado, para que incluso niños mayores puedan sacarle partido, haciendo túneles, puentes, y lo que se les ocurra (imagen de Let The Children Play). Y para muestra… la fotografía de abajo.

Cómo preparar un arenero para niños 1

2. Agua. Ligado con el punto anterior… el agua siempre es más que necesaria. ¿Cómo se va a trabajar bien la arena sino? Jejeje. Las opciones pueden ser tantas como presupuestos haya.

A mi me encantan las fuentes y circuitos en las que los niños tienen que bombear el agua. De esa forma hacen un trabajo físico y, a la vez, evitamos que se desperdicie el agua. Pero hay otras ideas mucho más económicas que puede ser de interés como punto de partida. Te hablé de ello aquí.

5.10100 Single elements for water play made of larch_002

3. Cocinita de exterior. La cocinita de exterior es un espacio en el que los niños pueden manipular los elementos anteriores jugando, experimentando, haciendo trasvases, pastelitos, etc. etc.

a942ec_19f31aed106d48398a11db2ddd5f4fb3

fazeleypreschool blogspot

Esta segunda imagen es de la escuela de preescolar Fazeley y aquí nos explican cómo la hicieron.

4. Desniveles. Los desniveles no solo son divertidos sino que ayudan a estimular y trabajar la motricidad gruesa y el equilibrio. Pueden ser un recurso muy económico. Unas simples montañitas y dunas pueden dar para horas de diversión.

dunas

Se pueden crear también desniveles con rocas.

natural playgrounds bozeman montessori schoolEn la imagen, el antes y el después de la escuela MT Montessori School, realizado por Natural Playgrounds. Observad cómo han introducido desniveles.

E incluso incorporar paredes de escalada, que es la opción más rápida y económica (siempre debe haber material de seguridad debajo o suelos amortiguadores).

5. Toboganes. En puridad también suponen un desnivel pero los pongo a parte para que sea más claro. Los toboganes que ofrecen un aspecto más natural son aquellos cuya rampa se coloca sobre un desnivel de tierra.

toboganes

6. Vegetación y huerto. Algo que toda escuela debería tener para ayudar a comprender los ciclos de la vida, el cuidado hacia las plantas y la naturaleza.

huerto 3

7. Casitas y cabañas. Los refugios invitan al juego imaginativo y simbólico y también a los juegos entre varios niños.

casitas

8. Circuitos de troncos. Los circuitos de troncos son ideales para estimular la motricidad, la coordinación, el equilibrio… sirven para sentarse, para sentir la madera… y sus tronquitos pueden delimitar espacios, marcar zonas, etc.

circuito troncos

APRECIACIONES FINALES

Este artículo pretende ser sólo un punto de partida para aquellos que me habéis preguntado sobre qué incorporar al patio. Cada escuela tendrá sus necesidades y su realidad. Es imposible establecer un plano válido para todas.

Pero os dejo tres ideas claves para pensar que incorporar:

  1. ¿Qué queremos qué suceda en el patio? Es crucial saber que se persigue para saber qué colocar.
  2. ¿Cuál es el clima de la región? ¿Dónde hace sol y dónde sombra? ¿Hay zonas que se encharcan? En función de ello pondremos unas plantas u otras, el arenero en una zona u otra, etc. y pensaremos el suelo, drenaje…
  3. Las instalaciones y materiales deben ser seguros. Para ello hay que tener en cuenta la normativa vigente.

Si os interesa seguimos hablando de todo esto otro día y mientras tanto os invito a visitar la web de El Safareig, una pareja de maestros que hace una labor excelente para reformar los espacios exteriores de las escuelas y que comparten generosamente todo su saber (la web está en catalán pero espero que con un traductor podáis comprenderla).

Y si buscáis inspiración sobre cómo empezar a llevar a cabo el proyecto, cómo moverlo y obtener financiación… os invito a conocer la iniciativa Un cole una ilusión y a colaborar con ellos.

Creo que es el post más largo que he publicado, así que me despido ya mismooo! Eso sí, me gustaría acabar invitándote a cerrar los ojos y a visualizar este tipo de patios para tus niñ@s (hij@s o alumn@s). Un patio lleno de tierra y arena para hacer pastelitos, con un espacio para la experimentación, con acceso a agua, con desniveles para recorrer, tronquitos sobre los que trepar y naturaleza que observar… ¿te atreves a dejar de soñarlo para conseguirlo?

Un abrazo,

Clara

¡Comparte si te ha gustado! ;-)

31 comentarios sobre “¿Cómo debería ser el patio de la escuela?

  1. Me ha encantado. Yo intento con mi hija ir a los parques etc y jugar con los elementos naturales que encontramos aunque vivamos en ciudad.

  2. Me ha encantado el post, sobre todo porque quieren cementar el patio de nuestro cole y yo quiero defenderlo y hacerlo zona verde. Por favor, ¿Me permites usar algunos de tus párrafos para defenderlo? Gracias

    • Hola Rosa, gracias.
      Espero que tengáis éxito y consigáis que no pavimenten todo el patio. Sí, puedes usar algún párrafo o hacer un resumen citando la fuente (si es para subirlo a internet te agradecería que no lo reprodujeras completo). Muchísima suerte en esa lucha, ya me contarás como termina. Un abrazo, Clara.

  3. Que maravilloso seria que los colegios tuvieran estos patios, ojalá pronto sea una realidad. Me ha encantado tu articulo y siempre me gustan mucho todas tus ideas. Gracias

    • Muchas gracias Bianca, me alegro que te guste el artículo y que me acompañes en el blog. Ojalá, sí, pronto estos sean los patios que pueblen las escuelas. Un abrazo grande, Clara.

  4. Hola, mucho gusto!!
    acá desde Argentina… Me llegó éste material justo que estoy diseñando el espacio exterior de un jardín y escuela. Tomaré algunas ideas que son acordes con nuestra necesidad. Muchas gracias por compartirlas… seguramente ayudará a muchos… sobre todo a los niños/as
    Muchas gracias

    • Muchas gracias Gisela, me alegro que te sea de utilidad el post. Espero que el patio de vuestra escuela quede precioso y proporcione a los niños muchas horas de juego, diversión y aprendizaje. Para cualquier duda aquí estoy. Un abrazo, Clara.

  5. Este artículo me ha trasladado a mis años de estudiante de EGB. Me han saltado las lágrimas al recordar mi patio del colegio y la destrucción que se llevó a cabo muchos años después. Mi patio era tan grande que teníamos un bosque, 1 huerto para cada curso y que los cuidábamos nosotros mismos, hacíamos cabañas que a veces eran simples agujeros en la ladera, teníamos campo de futbol pero no era el eje central de los juegos, y, lo más importante, no havía puertas ni muros cerrando el patio, éste estaba abierto al mundo. Hoy en día me parece imposible que pueda existir algo similar.

    • Qué maravilla de patio el que describes Rosa!! Me ha encantado eso de que estaba abierto al mundo… sin duda, algo impensable hoy en día. Lamento que destruyeran ese patio, no sé si cerrando la escuela o poniendo cemento por doquier… en cualquier caso, tengo la esperanza en que hay aires de cambio y volverán patios con huertos y árboles. Un abrazo guapa, Clara.

  6. Hola Clara, gracias por el artículo.
    Yo soy de la generación de patio escolar con piedrecitas y arena, aunque con sólo dos columpios, una sola mesa i el tipico arco-puente de hierro. El resto pista de futbol. Con el paso de los años, pocos, el arenero, las piedras y los 4 arboles dieron paso al cemento y los toboganes de plástico. A mi entender la moda y el desconocimiento del momento. Esperemos que haya un cambio de rumbo.

    • Hola Erika, gracias por comentar.
      Pues aún fuiste afortunada! Yo a ninguna de las escuelas que fui teníamos patio de arena y piedrecitas… todo puro cemento. 🙁
      Yo creo que todo fue parte de un proceso… la arena mancha… asfaltemos… uy esto duele pongamos caucho… Pero sí tengo esperanzas de que poco a poco haya cambios. De hecho, me constan que muchas escuelas tienen ganas de reformar el patio y trabajan fuerte para ello. Un abrazo guapa, Clara.

  7. Me encanta la idea. Pero en mi cole pusimos un arenero y los gatos y perros de la.zona hacian sus necesidsdes y las avispas su avisperos. Tuvimos que echarlo abajo. Era muy divertido pero no pudimos mantenerlo. Todas las demás ideas son muy buenas pero para las ratios tan elevadas de algunos centros dificiles de vigilar. Gracias por compartirlas.

    • Hola Fátima, gracias, me alegro que te gusten las ideas. Me gustaría comentarte que el tema de los gatos… es solucionable en funcion de la arena usada. La arena de sílice lavada no gusta a los gatos así que se mantiene limpio de heces y si no se tapa el propio sol desinfecta el arenero. Es un tema complejo el de las arenas y que requiere estudiar con profundidad pero hay opciones viables para tener un buen arenero en la escuela.
      Sobre las estructuras que requieren vigilancia… evidentemente concebir el patio como espacio pedagógico requiere la presencia del adulto en él de una forma menos pasiva que de “vigilante”, pero para los casos en que las ratios son muy altas… creo que igualmente hay muchas ideas aplicables. Al fin y al cabo… se trata de “naturalizar” los patios, acercar el verde y la naturaleza a él. Un abrazo y gracias, Clara.

  8. Buenos días. Me ha encantado el artículo pero curiosamente me ha parecido muy norteño.
    Justo ahora en mi colegio y ahora el de mis hijos intentan adaptarse a los nuevos tiempos…
    El caso es que veo dificil realizar la mayor parte de los puntos que expones en Badajoz. Todo elemento vegetal debe ser regado casi todo el año. Si hay muchos niños la hierba acaba totalmente pisoteada…
    Todo el patio es de arena pero nuestra montaña con árboles tuvo que derribarse.
    Y el agua….siento decir que siempre ha sido un bien escaso y recuerdo a las profesoras nerviosísimas si dejábamos correr el grifo para hacer barro….

    Es precioso….pero no solo requiere recursos de montaje sino muchos de mantenimiento. Para que estén tan bonitos es necesario un cuidado constante.

    • Hola Vic, gracias por comentar.
      De lo que se trata es de acercar la naturaleza a la escuela. En el norte será un estilo más nórdico y en el Sur más árido, no hay problema. En Extremadura habrá que mirar cómo es la naturaleza ahí, que plantas crecen y cuales no para hacer un diseño apropiado.
      El suelo no tiene que ser de césped, se puede ofrecer un pavimento rico en texturas (piedrecitas, corteza, arena, virutas de madera, etc. etc.).
      Sobre elagua… por supuesto que en muchos lugares es un bien escaso, habrá que pensar como se usa. Recuerdo un artículo de una escuela en Australia, donde el agua escasea, en el que tenían un gran depósito de agua a consumir en un año. Los niños racionaban el agua para que durase y aprendían así a no malgastarla. Espero haberte hecho cambiar de opinión, un patio más natural es posible en cualquier lugar. Un abrazo, Clara.

  9. Este es el patio de mi centro infantil los últimos 15 años, un lugar maravilloso donde todo es posible.
    http://espacioduendes.blogspot.com.es/2015/07/el-patio-ese-lugar-maravilloso-donde.html#comment-form

    Pero este centro se cerrará al acabar este curso escolar. Para el próximo el Ayuntamiento de mi localidad pondrá en marcha el nuevo centro de educación infantil, con un nuevo patio… de caucho. Cuando pienso lo que se perderán los peques me pongo furiosa.

    • Qué maravilla Lucía, tienen cara de disfrutar muchos los peques. Entiendo la frustación: el caucho es horrible y no ofrece ningún tipo de experiencia a los niños. Y de hecho… ni tan siquiera es el pavimento más seguro!! Vamos a seguir luchando y trabajando por devolver espacios verdes a los niños y herradicar el caucho guapa. Un abrazo, Clara.

  10. ¡Qué lindo! Este mismo principio deberían además de las escuelas las autoridades al diseñar los parques urbanos. Estoy convencida que el contacto con la naturaleza es clave para que reencontrarnos, imaginar, crear, y compartir. En el caso de los niños es todavía más crucial.

    • Por supuesto Natalia! Eso defiendo siempre. Mientras las ciudades no sean verdes y adaptadas para niños… ofrezcamosles parques adecuados, en los que puedan jugar, experimentar y descubrir la naturaleza también. Un abrazo guapa!

  11. No es tan difícil crear un patio que se aproxime a la Naturaleza, que tenga al menos algún rincón verde…aunque para mi lo ideal sea muchas salidas al exterior…no verlo desde la ventana o en los libros…
    en mi cole, epoca EGB, era sencillo, no tuvieron más que acotar la zona de lo que antes era un campo de almendros…había árboles, algo de arena, tierrra…y un poquito de cemento. Con los años el cemento fue ganando terreno, una pena. Y hay más heridas y resbalones en estos patios duros, aparte de aburrimiento. Al menos, un huerto, un árbol…una pizca de tierra para las almas exploradoras de tantos niños. Fuera esos patios carcelarios!!

    • Totalmente de acuerdo Julia! El cemento fue ganando terreno en los patios. Ojalá poquito a poco vayamos revertiendo ese proceso. Aunque para que los niños puedan disfrutar del espacio exterior de la escuela se necesitan cambios en el patio pero también en el proyecto pedagógico de la escuela: que puedan disfrutar de los exteriores verdes más allá de la media hora reglamentaria! 😉 Un abrazo guapa!!

  12. Blog de red de huertos escolares agroecológicos
    http://zaragozaciudad.net/huertosescolares/
    Me parece muy interesante el cambio del cemento por zonas donde haya mas verde, pero actualmente en Zaragoza los colegios nuevos los realiza los gobiernos autonómicos, y si ponen algo de verde o de huerto escolar, depende mucho del colectivo de profesores que lo demanden y de la recepción de los arquitectos.
    Recuerdo un colegio nuevo, con un patio de recreo donde no se podía estar de la insolación que había. Con ayuda del Ayuntamiento de Zaragoza y por supuesto del Director del centro, se rompió el patio de recreo nuevo para intercalar filas de árboles con riego por goteo y fue todo un éxito. Esto mismo el Ayuntamiento de Zaragoza lo ha ido realizando y varios centros educativos.
    El Ayuntamiento de Zaragoza también lleva apoyando el programa de huertos escolares hace 34 años, donde llevamos vas de 100 centros con huertos, donde los niños cultivan, cuidan y se comen lo que plantan en ellos.
    Lo si que es real, es que los padres tiene miedo a que sus niñxs se manchen las ropa o las manos, de que a sus hijxs se caigan y se hagan daño, y con las leyes actuales hay cuestiones que seguro no se pueden ni plantear en los centros educativos…..tristemente.

  13. Desde luego un patio así estimula el juego y por lo tanto el desarrollo en todos los aspectos de los niños. ¿Sabes donde podría encontrar la normativa vigente? me dicen que los neumáticos están prohibidos pero no lo encuentro… Gracias!

    • Hola Alberto. No existe una normativa específica de patios, más allá de los mínimos que prevén las propias leyes y reglamentaciones educativas. En la actualidad se están aplicando, por analogía, las normas relativas a parques infantiles (Norma AENOR UNE-EN 1176). Sobre los neumáticos… hay mucha controversia. Sensu stricto en ninguna norma se prohiben, si bien es cierto que puedes tener problemas para obtener un certificado “de aptitud” del patio. Un abrazo, Clara.

  14. Buenos días!
    Somos una escuela pequeña que estamos diseñando nuestro espacio exterior. Nos gustaría saber como se llama el material de la imagen nº4 que esta justo debajo de la cocinita.
    Felicidades por el articulo.
    Muchas gracias.

    • Hola Alba, gracias por tu comentario. ¿A qué material te refieres? En la imagen 4 hay un gran arenero con materiales de reciclaje. Tuberías, carros, palas y demás. Específicame más y te ayudo. Abrazos, Clara.

Deja un comentario